Proyectos. 5 días de retorno

P1120838

Volver como sinónimo de comenzar todo lo que se ha ido gestando en estos meses de ruta. Antes de este viaje, empezar con un proyecto, aunque fuera mínimo, me parecía un desafío inabarcable. En este tiempo me he dado cuenta de que todo hay que comenzarlo desde lo mínimo, desde el detalle. Con A vendimos pulseras, comida y flores en las calles de Colombia, Ecuador, Perú, Bolivia y Argentina. Después llegaron los libros en el suelo de las plazas, los cuadernos de mano en mano en Buenos Aires (sí, hubo magia: pasé tanto tiempo con cada uno de ellos, cosiendo el papel, cortando y pegando las contratapas, las cintas, que algo de mí quedó en impresión de agua en cada hoja). Ahora vuelvo a mi país. Siento que no lo conozco más que a través de los ojos de niña que miraban desde la ventanilla de atrás del coche las iglesias, las plazas, la costanera del Mediterráneo. El próximo viaje es éste: el de regreso. La idea de reconstruirse en un lugar al que se pertenece me excita tanto como ir de nuevo en busca de un nuevos paisajes,  nuevas culturas, nuevas personas, nuevos crecimientos.

Regresar como sinónimo de manos. Hemos fundado una idea de vida y tiene que ver con lo que nace del trabajo artesanal y se hace con cariño, materiales lindos y sostenibles, canela en rama y limones, soplos de buena suerte y agua. Otra vez pasar días enteros midiendo las proporciones del cuaderno donde vas a escribir una canción o un poema o una lista de cosas favoritas en el otoño que empieza. También joyas protectoras: llevan los símbolos de los taitas antiguos, que representaban en sus brazaletes de chaquiras sus visiones de ayahuasca y sus llamados a los espíritus. Todo esto me lo quiero llevar a mi país porque ahora también soy yo. Pero compartirlo. “Todo lo que no es dado es perdido”, dice un proverbio indio.

También este es otro regreso, pero a Cali, para celebrar un final y llenar la mochila de raso, cintas, chaquiras, agujas, cadenas, piedras (y café) con las que construir nuevos cuadernos y nuevos regalos que haceros. Ya he empezado (así es como se pasa el sexto día antes del retorno al hogar):

P1120803

P1120810

P1120791

P1120816

P1120818-001

P1120837Brazalete de chaquiras

P1120842

P1120826

Lo que se viene:

* Estaré repartiendo ejemplares de Lava no arde en España a partir de octubre. Puede que haya otro libro con la segunda parte del viaje. Esta idea también me excita. A ver qué nace :)

* Todo lo que hago con las manos (cuadernos, arte en chaquiras y joyas) busca un nuevo dueño. Os iré contando más sobre ello. De momento, si alguien quiere/necesita un nuevo diario o agenda 100% hechos a mano y con mucho amor, puede escribirme a mi correo. Lo bueno es que puedo hacer cada cuaderno personalizado a tu gusto (número de hojas, tipo de papel, tamaño, portada, cintas…). Lo mismo con las pulseras de chaquiras y las joyas: se hacen por encargo y se pueden personalizar. O yo pienso en ti y te adivino en colores. Me escribes y lo hablamos. (Más info en Handmade Poetry)

*Los envíos a España se hacen por correo normal a menos que quieras invitarme a pasar un par de días en tu casa. Para el resto del mundo, podemos utilizar SEUR, o mirar otras empresas de paquetería en Packlink y encontrar la opción más económica y segura. También se aceptan vuelos transoceánicos para que nos lo entreguemos en mano.

Aquí algunas ideas de cuadernos que hice en Buenos Aires:

birdynotebook birdy2 notebooks-collage

Be first to comment

Leave a Reply